Cómo reparar una fisura o grieta 2 de 5. Muros

Si te perdiste nuestro anterior artículo sobre cómo reparar o arreglar un fisura o grieta de modo correcto pulsa aquí antes de continuar.

Seguimos a continuación viendo los sistemas de reparación de fisuras o grietas en los distintos elementos constructivos.

Curso_online_Informes_Técnicos_Patología_Periciales

Muros de carga o de gran espesor

Si bien un muro de carga no requeriría una reparación distinta a una partición basándonos en que cuando reparamos una fisura debemos devolver al elemento su capacidad original para soportar los esfuerzos de tracción internos (cohesión), aquí nos encontramos con el problema de no poder acceder a toda la profundidad de la fisura, por lo que tendremos que emplear el grapado como sistema de reparación. Para ello se dispondrán grapas en la longitud de la grieta que aseguren que esta no se vuelva a producir.

Una grapa es un elemento metálico con forma de U en la que la base inferior es la que refuerza a tracción y las dos patillas generan el anclaje. Estas grapas suelen ser de barras corrugadas de acero estructural, aunque también podrían sustituirse por pletinas con anclajes mecánicos o químicos. Por durabilidad, si el refuerzo estuviera en el exterior, se prefieren elementos galvanizados, aunque se podrían proteger frente a la corrosión con un pasivador o pintura epoxi.

Para el dimensionado de la grapa podremos tomar las siguientes especificaciones:

La distancia entre los anclajes, es decir la longitud de la base de la U no será inferior a 22 cm, garantizando de este modo que cada anclaje se sitúe a 11 cm al menos de la fisura. Esta longitud no será nunca superior al espesor del muro.
La longitud de las patillas será de 2/3 del espesor del muro. Si la grieta atraviesa el espesor del muro se actuará en ambas caras.

El diámetro de la barra no será inferior a 8 mm ni superior a 12 mm. Las barras de 8 mm solo las utilizaremos en muros con espesor igual o menor a 30 cm.

La disposición de las grapas

Veamos por pasos cómo deben distribuirse las grapas. En primer lugar, colocaremos grapas en los extremos de la fisura ya que es aquí donde se concentran las tensiones. Del mismo modo, se ubicarán a ambos lados en los cambios de dirección de la fisura de modo que no se solapen. Estás grapas se dispondrán de manera sensiblemente perpendicular a la fisura.

Posteriormente se dispondrán grapas de modo que la distancia entre ellas no se superior a 30 cm. Estas grapas se girarán unos 15-20 grados de manera que no sean paralelas a las ya dispuestas ni entre sí. De este modo conseguiremos que no se concentren tensiones en un mismo plano.

La preparación de la fisura

Se eliminará el revestimiento en todo el recorrido de la fisura, al menos 15 cm a cada lado, quitando la zonas sueltas o mal adheridas en el entorno de la fisura. Tras la limpieza rellenaremos el hueco con cemento cola o mortero de reparación estructural, poniendo atención a las características técnicas del producto en cuanto al máximo espesor de aplicación.

Trazaremos el replanteo de las grapas eliminado el revestimiento y socavando la fábrica en la ubicación de la grapa de tal modo que la barra quede embutida en la fábrica y revestida posteriormente con el mortero de anclaje.

Realizaremos los taladros para el anclaje de las grapas con una broca con el doble de diámetro de la barra, para garantizar su revestimiento y una profundidad superior a 15 mm de la longitud de la grapa.

Colocación de las grapas

Se rellenarán los taladros con un producto específico para la realización de anclajes y la base de la roza horizontal de modo que al colocar la grapa se produzca el rebose del material de anclaje que utilizaremos para revestir el exterior de la grapa y protegerla de este modo. La grapa debe quedar oculta.

Terminación

Aplicaremos una primera capa del revestimiento, que debe ser igual al existente y con un 50% del espesor y sobre él colocaremos una malla de fibra de vidrio antes de finalizar el revestimiento. No aplicaremos pintura hasta pasados unos 7 días para determinar si se produce alguna retracción por fraguado en el revestimiento que nos pueda dar información falsa sobre el comportamiento de la fisura.

<