A que no sabías que…(1)

El origen de las curvas de nivel

Es curioso cómo se descubrieron algunas técnicas y materiales que solemos emplear en la construcción. Conocerlo es ayudar a confiar en la investigación; a no pensar que estudiar ciertas cosas cuesta demasiado tiempo y dinero para lo que obtenemos. Muchos pensarán: ¿para qué nos sirve saber cuánto pesa nuestro planeta?

Las curvas de nivel son líneas que en un mapa unen los puntos que tienen igual altura y que, por facilidad de interpretación, se representan sensiblemente equidistantes. Las curvas de nivel forman parte de las isolíneas, curvas que conectan puntos que en una función tienen un valor constante.

curiosidades_002Hutton_James

Charles Hutton

Aunque existen ciertos precedentes, fue el matemático inglés Charles Hutton (1737–1823) a quien se atribuye el descubrimiento de las líneas de nivel para su uso actual. Lo hizo a raíz del encargo de un astrónomo londinense: Nevil Maskelyne (1732-1811). Matemáticas y astronomía.

Isaac Newton (1642-1727) había sentado los principios para calcular la constante gravitatoria universal. Según lo expuesto en su Philosophiae naturalis principia mathematica, si se colocase una plomada cerca de un elemento de gran masa (lo más a mano era una montaña) esta sufriría una desviación por la atracción gravitatoria que sobre ella ejercería la montaña. Ya solo hacía falta medir esa desviación (cosa relativamente asequible) y calcular la masa de la montaña (cosa nada sencilla) De hecho Newton murió sin que se completase el experimento por la complejidad que presentaba medir el volumen de una montaña lo suficientemente grande para hacer la desviación significativa (para medirla se tuvo que hacer uso de conocimientos en astronomía) No solo se obtendría la constante gravitatoria sino que, por referencias, también la masa y la densidad de nuestro planeta, lo que lo convertía en algo muy apetitoso para los científicos.

Los astrónomos franceses Bouguer y Marie lo intentaron en 1738 en el volcán Chimborazo (actual Ecuador) con poco éxito dadas las terribles condiciones climáticas.

En 1774 la sociedad científica decana del Reino Unido: la Real Sociedad de Londres para el Avance de la Ciencia Natural (más conocida como la Royal Society) financió un experimento que más tarde se conocería como el Experimento de Schiehallion, ya que la elevación natural de terreno elegida era de la montaña escocesa de Schiehallion a 1.083 metros sobre el nivel del mar.

Nevil Maskelyne, quien había propuesto el experimento a la Royal Society se encargó de dirigirlo. Una vez obtuvo la desviación del péndulo, le encargó el cálculo del volumen de la montaña a Charles Hutton. Los agrimensores, tras miles de mediciones en cientos de puntos, le suministraron a Hutton una cantidad de datos imposible de manejar. Lejos de arrugarse a Hutton se le ocurrió unir los puntos que tenían el mismo nivel creando de este modo las conocidas curvas de nivel, por lo que culminó con éxito su trabajo.

Hutton también se encargó de los cálculos finales llegando a calcular la densidad de la tierra con un error solo del 20%, muy bajo si consideramos que no se conocía ningún dato anterior.

banner ibertis 1

Los primeros dinosaurios fueron de…hormigón

Tras el final de la gran exposición mundial celebrada en Londres en 1851 la joya arquitectónica de esta expo, el palacio de cristal de Joseph Paxton (1803-1865) fue comprado por la recién creada Crystal Palace Company.

El edificio se desmontó y trasladó Sydenham, una entonces despoblada colina situada al sur de Londres donde se creó un parque temático dedicado a las ciencias naturales. La sociedad encargó al artista de historia natural Benjamin Waterhouse Hawkins (1807– 1894) que construyera por primera vez unas reproducciones de varios animales extintos. Con la ayuda del paleontólogo Sir Richard Owen (1804 – 1892) Waterhouse comenzó en su taller a realizar las reproducciones a tamaño natural empleando hormigón armado.

A que no sabías que...(1)

El taller de Waterhouse

Como el conocimiento sobre la morfología de estos animales era todavía escaso se cometieron bastantes errores en cuanto su fidelidad. Para darle un mayor realismo algunas de las esculturas se sumergieron en estanques o se colocaron entre la vegetación, lo que a la larga iba a suponer un acreciento de su deterioro.

Pese al éxito de público y la venta de reproducciones a escala de los dinosaurios construidos se decidió paralizar su construcción por su alto coste y los de mayor tamaño nunca fueron acabados.

Fue curiosa la cena de Nochevieja de 1853 en la que participaron veintiún destacados científicos, y que se celebró dentro de un iguanodonte inconcluso, y aún más curioso que el paleontólogo que había encontrado los primeros huesos e identificado el iguanodonte, no estuviese invitado: Gideon Algernon Mantell (1790 –1852)

curiosidades_004_taller

La exposición en la actualidad

Con el paso de los años los modelos fueron deteriorándose hasta su primera restauración en 1952. En 2002 se renovó por completo la exposición, que puedes visitar si viajas a Londres.

ENTRADA SIGUIENTE
Referencias bibliográficas (46) y (61)
Fotografía color Crystal Palace, autor Nick Richards bajo licencia Creative Commons.

Suscríbete para no perderte el siguiente artículo.

www.ibertis.es