Amianto (I) Definición, tipos y riesgos

Definición, características y tipos

El amianto o asbestos es un término que agrupa a una serie de metasilicatos de hierro, aluminio y magnesio que se presentan en forma de haces de fibras (fibroso) Si atendemos a la etimología de las palabras nos será fácil entender por qué se extendió su uso en construcción: amianto y asbestos proceden del griego incorruptible e inextinguible respectivamente. Y es que al añadirlo a otros materiales le conferimos unas propiedades físico-químicas muy deseables, como resistencia mecánica, resistencia a la abrasión, aislamiento térmico-acústico, baja conductividad eléctrica, incombustibilidad, y resistencia a agentes químicos, además de ser un material no biodegradable. Es por ello que desde mediados del siglo XIX se extendió su uso industrial, y no solo en elementos constructivos pues se considera que se usó en más de 3000 materiales distintos. Desgraciadamente no podemos hablar siempre en pasado pues no todos los países han prohibido totalmente su comercialización o uso.

Los tipos utilizados en construcción, sus características y usos comunes, son los siguientes:

Amianto blanco: Crisolito. Mineral del grupo de los Silicatos, subgrupo Filosilicatos y dentro de ellos es una serpentina-caolinita. Es un hidroxi-silicato de magnesio (silicato de magnesio hidratado) con sustituciones parciales del magnesio por hierro. Fórmula: 3MgO.2SiO2.2H2O. Aspecto: Fibras delgadas y curvadas, flexibles y sedosas. No resistente a los ácidos. Es el material más usado en construcción. De menor toxicidad que el resto.

Amianto marrón: Grunerita. Variedad fibrosa: Amosita. Mineral del grupo de los Silicatos, subgrupo Inosilicatos y dentro de ellos pertenece a los anfíboles. Es un hidroxi-silicato de hierro-magnesio de composición variable. Fórmula común: FeSiO3.xH2O/FeO.SiO2.xH2O. Aspecto: fibras rectas y largas de color grisáceo o pardusco. Resistente a los ácidos. Se ha utilizado en aislamientos térmicos.

Amianto azul: Riebeckita. Variedad fibrosa: Crocidolita. Mineral del grupo de los silicatos, subgrupo Inosilicatos y dentro de ellos pertenece a los anfíboles. Silicato hidratado de hierro y sodio de composición variable. Fórmula común: 3H2O.2Na2O.6(Fe,Mg)O.2Fe2O3.17SiO2. Aspecto: Fibras rectas, largas y finas de color azul o azul verdoso. Muy resistente a los ácidos, por lo que se destinó a la fabricación de tubos de fibrocemento y como material ignífugo. Es el más tóxico de los tres.

Amianto (I) Definición, tipos y riesgos

Fibras de amianto azul

Riesgos para salud

No nos extenderemos en este apartado pues son bien conocidos los riesgos que implica la inhalación de sus fibras. Todos los tipos están clasificados como cancerígenos de categoría A1. La prohibición de fabricación y comercialización en España de la última variedad de amianto, el crisotilo, se estableció para el 14 de junio de 2002.

Dado que este material se utiliza principalmente como componente o aditivo de otros materiales, el riesgo de inhalación está directamente relacionado con la friabilidad del material base, es decir, con su capacidad de reducirse a trozos más pequeños con poco esfuerzo. Esto abre también la vertiente de peligrosidad a materiales menos friables pero dispuestos en zonas manipulables o con posibilidad de recibir impactos, e indiscutiblemente a cualquier disposición o material que vaya a ser demolido.

Amianto (I) Definición, tipos y riesgos

Niños trabajando en un revestimiento de amianto

Dónde podemos encontrar amianto

Estadísticamente, las construcciones donde existe un mayor riesgo de presencia se sitúan temporalmente entre los años 1965 y 1985, especialmente en edificios no destinados a viviendas. La tipología habitual de los materiales la engloban las placas y depósitos de fibrocemento, las conducciones sanitarias y los aislantes.

Por su modo de uso diferenciamos:

Fibras sueltas puras o mezcladas con otras de origen mineral

Rellenos aislantes en puertas cortafuegos, cámaras de aire y falsos techos. Aislante de revestimiento en conducciones. Material friable pero que queda generalmente confinado. Alto riesgo en demoliciones.

Amianto proyectado (flocage)

Técnica patentada en los años 30 como “Máquina de Roberts” que consiste en proyectar una primera capa de fibras de amianto y agua, generalmente con un aglomerante para dar estabilidad tras el fraguado (cemento o yeso). Su aplicación principal era la protección frente al fuego en estructuras metálicas y como aislante termoacústico. Tiene la particularidad de haber utilizado la crocidolita (la variante más tóxica) en alguna de sus patentes. Material friable en función de su contenido en aglomerante. Alto riesgo en demoliciones.

Morteros de amianto

La NTE-IPF-1974 recomendaba el uso de morteros de amianto, y la NBE-CPI-82 aún consideraba la opción de mortero de 1,5 cm de grueso sobre malla metálica para proteger pilares contra el fuego. También se recurrió a esta solución para para revestir/aislar fachadas o para dar estabilidad a las mantas de fibras de amianto mediante una capa exterior.

La dosificación suele situarse entre un 50-60% de cemento en peso de la mezcla. Su friabilidad depende de la consistencia y grado de deterioro superficial. Alto riesgo en demoliciones.

Mantas y fieltros

Utilizados sobre todo para revestir conducciones. Elevado potencial de desprendimiento de fibras si no están revestidas.

Cartón o placas de baja densidad

Los cartones y placas de baja densidad se utilizaron principalmente para proteger estructuras metálicas o calderas.

Amianto trenzado

Manta de fibras de amianto trenzadas con las que se envolvían instalaciones de agua caliente. En las juntas de cañerías se puede encontrar alguna solución de amianto-caucho.

www.ibertis.es

Placas acústicas

Placas acústicas para cielos rasos con porcentaje variable de amianto. Algunos sistemas llevaban una manta de fibra de amianto detrás de un panel perforado. Posteriormente se siguieron fabricando las mismas placas perforadas sin presencia de amianto lo que puede originar cierta confusión.

Mezclado en pinturas y masillas

Buena parte de las masillas llevaban una adición de amianto especialmente las de sellado de cristales antes de la aparición de la silicona.

Mezclado con material plástico

Los pavimentos vinílicos fabricados a partir de los años 50 tenían un contenido de amianto del 10-25% para mejorar la resistencia a la abrasión. Poco riesgo si no hay manipulación.

Fibrocemento

La principal fuente de elementos fabricados con amianto. Aunque se fabricasen algunas placas con amianto azul o crocidolita (la variedad más peligrosa), lo más común es la presencia de amianto blanco en un porcentaje entre el 10 y el 15 % en los siguientes elementos constructivos:

  • Placas de fibrocemento onduladas y planas para cubiertas

  • Tuberías de alta presión para canalizaciones de agua (desde 1926 en España)

  • Cañerías para bajantes

  • Depósitos de agua

  • Conductos de impulsión y retorno de aire acondicionado

  • Conductos de humo y shunts

  • Jardineras

  • Placas decorativas

  • Lamas fijas

Entran en alto riesgo cuando se deterioran por envejecimiento y pueden pasar las fibras al aire cuando se fracturan las piezas en la demolición.

Amianto (I) Definición, tipos y riesgos

Publicidad de un fabricante de placas de fibrocemento

En nuestra siguiente entrada analizaremos la toma de muestras y el análisis de detección.

Para saber más sobre los riesgos del amianto y su situación actual recomendamos el siguiente documental:

Amianto, la muerte blanca (2003)

¿Cómo es la normativa y la situación real en tu País? Ayúdanos con tus comentarios.

Referencias bibliográficas (38), (39), (40) y (41)
 ENTRADA SIGUIENTE

banner ibertis 1